• La mayoría de los ejemplares hallados eran torgugas bobas o delfines.

Un total de 982 animales marinos han varado en los últimos 15 años -entre 2000 y 2105- en las costas del Espacio Natural de Doñana, fundamentalmente quelonios -tortugas bobas y laúd-, y cetáceos, en su mayoría de la especie delfín mular.

Según los datos del Espacio Natural de Doñana a los que ha tenido acceso Efe, en este tiempo han sido 747 los quelonios que han llegado hasta la playa de esta reserva de la biosfera, 15 de ellos durante el pasado año.

De ellos, la mayoría fueron tortugas boba, con un total de 686 ejemplares, seguidas por las laúd, de las que se han contabilizado 58 ejemplares.

La Mar Salao Rorcual

Fuente: EFE (Cría de rorcual muerta que apareció en la primavera de 2012 en una playa de Huelva).

Junto a ellas se han detectado también el varamiento de una foca común en 2006 y de dos tortugas verdes en 2003 y 2008.

En cuanto a los cetáceos, desde el año 2000 el número de ejemplares que han llegado en las costas del espacio natural ha sido de 235, once de ellos el pasado año.

De ellos, 38 no han sido identificados; del resto, el mayor número corresponde al delfín mular, con un total de 74; le siguen la marsopa con 39, el delfín listado con 22 y el rorcual aliblanco con 17.

También se ha detectado, aunque en menor número, varamientos de especies como el delfín común (24), el rorcual común (7), el calderón gris (4), el calderón común (3), la yubarta (3), el cachalote pigmeo (2), el zifio de Blainville (1) y el zifio de Cuvier (1).

Éste último varamiento, detectado en 2015, supone el primero de esta especie desde que se tienen registros en Doñana, si bien hay constancia de 14 individuos varados en el resto de Andalucía desde 2008.

Se trata de una especie bastante desconocida, de hábitos de profundidad y que se alimenta de cefalópodos; el ejemplar en cuestión era un macho de unos 5 metros de longitud cuyo cadáver que apareció el 2 de diciembre en la playa del Asperillo.

Fuente: EFE.